ALCÀSSER
"Ara, més que mai, compra en Alcàsser", la nueva campaña para promocionar el comercio local
El plan de recuperación económica cuenta con 410.000 euros
L. Florentino - 10/07/2020
El pueblo de Alcàsser ha iniciado una nueva campaña para fomentar el comercio local tras estos meses de inactividad causados por la pandemia de la covid-19. El lema que les acompaña es "Ara, més que mai, compra en Alcàsser". 

Este tipo de comercio es de vital importancia para el pueblo, Eva Zamora, alcaldesa de Alcàsser, considera que es básico para que el pueblo tenga una entidad propia y esté vertebrado. Para poder ayudar a los pequeños comercios del municipio, el Ayuntamiento de este ha aprobado un plan de recuperación económica junto con ayudas sociales para frenar las consecuencias negativas de la situación sanitaria que se ha vivido. El plan cuenta con una ayuda económica de 410.000 euros los cuales irán destinados a cada uno de los seis puntos que engloba el proyecto de recuperación. 

Una de las iniciativas fue ofrecer becas comedor para que los vecinos gastarán ese dinero «única y exclusivamente en el pueblo» en palabras de Zamora. Se invirtió unos 70.000 euros en esas tarjetas y «los mismos comerciantes están muy contentos», incluso los vecinos han comprado bastante en el mercado municipal del pueblo «la gente ha estado ahí y ha respondido muy bien». 

Dentro de este plan de recuperación también se llevaron a cabo unas jornadas de formación en línea gratuitas, las cuales finalizaron el pasado 3 de julio y estaban destinadas a aquellos comercios que se han de enfrentar al mundo digital para impulsar y promocionar su negocio. De esta manera, se consigue la adaptación de estos locales en el entorno digital, lo cual favorece el aumento de ventas y por lo consiguiente, nuevos clientes. 

Otro de los puntos clave para el pequeño comercio son las medidas de promoción económica y el impulso comercial y empresarial. Estas ayudan irán destinadas a los autónomos con establecimientos comerciales en Alcàsser y que hayan solicitado la prestación por cese de actividad durante los meses de confinamiento. Además, el Ayuntamiento ha proporcionado una bonificación del 100 % de la tasa a los comercios ambulantes y a aquellos bares y restaurantes que ocupen la vía pública durante todo el año. 

Reabrir el comercio local ha supuesto un desahogo para los autónomos y empresarios que ven resurgir la economía y la vida del pueblo. Zamora indica que con la apertura de estos comercios vuelve a vivir el pueblo y le da la vida que necesita. Al igual que en muchos otros municipios con los locales cerrados los pueblos se vuelven desiertos y «sin el comercio local nos convertimos en una ciudad dormitorio. Alcàsser es muy de comercio local», sentencia Zamora.